BM - Imagen referencial - Archivo
0

DOBLE LLAVE – A través de un informe del Banco Mundial (BM) titulado International Debt Report, se detalló que los países más pobres que reúnen los requisitos para obtener préstamos de la Asociación Internacional de Fomento (AIF), destinan ahora más de una décima parte de sus ingresos por exportaciones al pago del servicio de su deuda pública y con garantía pública a largo plazo.

Esta cifra representa la proporción más alta desde 2000, es decir, poco tiempo después de la creación de la Iniciativa para los Países Pobres Muy Endeudados.

En el informe se pone de relieve el aumento de los riesgos relacionados con la deuda en todas las economías en desarrollo, tanto de ingreso bajo como mediano.

A fines de 2021, la deuda externa de estas economías ascendía a USD 9 billones, más del doble que hace una década. Durante el mismo período, la deuda externa total de los países clientes de la AIF casi se triplicó y alcanzó USD 1 billón.

De interés: CAF presentó propuestas para igualdad de oportunidades en América Latina

Gabriel Velásquez

Con información de agencias de noticias y redes sociales

Visita nuestro canal de noticias en Google News y síguenos para obtener información precisa, interesante y estar al día con todo. También en Twitter e Instagram puedes conocer diariamente nuestros contenidos

CNE debe actualizarse a través de un operativo en todo el país

Entrada anterior

Washington: “Solo cabía liberar a Griner por Bout»

Siguiente entrada

Comments

Comments are closed.

More in Destacadas