DOBLE LLAVE – La erupción del volcán Kusatsu-Shirane en Japón dejó este martes un muerto y 12 heridos luego de arrojar rocas contra un centro de esquí y romper los cristales de la góndola de un teleférico, entre otros daños.

La personas fallecida fue reconocida como un soldado que se encontraba haciendo ejercicios en esquíes con siete compañeros en la montaña y fue golpeado por las rocas. Cinco de los militares están heridos de gravedad, informó el Ejército.

Por otro lado, los cristales de la góndola que se rompieron hirieron a los cuatro ocupantes. Las rocas golpearon con tal fuerza que llegaron a perforar el tejado de un edificio en el que se habían refugiado unos 100 esquiadores, pero nadie resultó herido.

Posteriormente, las autoridades alertaron sobre la lluvia de cenizas y elevaron el nivel de alerta para mantener a los visitantes lejos de la zona en la provincia de Gumma, cercana a Tokio.

El volcán, de 2.160 metros de altura, entró en erupción el lunes y lanzó densas nubes.

Aunque Japón cuenta con un sistema de alerta temprana muy moderno y a la vanguardia en el mundo, la erupción no pudo ser detectada con anticipación. El cráter, llamado Motoshirane, llevaba tres mil años dormido. Otro cráter del monte Kusatsu-Shirane había hecho eurpción en 1983.

Japón tiene 110 volcanes activos, de los que 47 son vigilados las 24 horas, según el diario Asahi Shimbun. En 2014, las rocas que expulsó el Ontake causaron 63 muertos en la peor catástrofe volcánica en el país en 90 años.

Angélica Rodríguez.

Con información de dpa.

Forma parte de nuestra comunidad en Telegram aquí: https://t.me/DobleLlave.