Debido a la "inestabilidad social" del país, el gobierno español toma la decisión, como medida preventiva



DOBLE LLAVE – Tras 30 muertos, más de 500 heridos y un poco más de 2.000 personas detenidas, en las protestas contra el gobierno del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro durante su gestión, según un informe de Amnistía. España decide suspender la venta de equipos antimotines al país por la inestabilidad social del país.

Funcionarios del gobierno español explican que rutinariamente, la comisión gubernamental interministerial de España hace una revisión de las ventas de armas de guerra, equipos de control de la policía antimotines que realizan y tiene en cuenta “la estabilidad interna de la nación” que recibe estos instrumentos, para cuidar que el armamento no tenga un impacto negativo en ella.

Asimismo, El presidente de Amnistía Internacional en España, Esteban Beltrán, declaró a la prensa que “Venezuela corre el riesgo de entrar en una espiral de violencia que llevaría a más abusos y violaciones de los derechos humanos” si los mismos no se ponen al frente de su agenda política

Los voceros del gobierno español sostienen que su país, ha invitado a las fuerzas gubernamentales y al sector de la oposición venezolana a utilizar el diálogo como medio de resolución de sus conflictos.

No es la primera vez que España ejerce éstas medida, también lo hizo durante el mandato del presidente venezolano Hugo Chávez, informa representantes del gobierno español.

Yisneidy Pérez

Con información de CNN

Comentarios