El mandatario afirmó que realizará el viaje solo si también puede reunirse con los disidentes
0

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, aseguró que le gustaría mucho viajar a Cuba en 2016, sólo si puede reunirse con disidentes también, según declaró en una entrevista publicada este lunes. «Si voy de visita, parte del trato es que voy a poder hablar con todo el mundo», dijo

El mandatario expresó que para hacer ese viaje en su último año de mandato ha dejado «muy claro» en sus conversaciones directas con su homólogo cubano, Raúl Castro, que su Gobierno continuará «contactando con aquellos que quieren ampliar el alcance de la libertad de expresión dentro de Cuba«.

Obama señaló que tomará una decisión sobre ese posible viaje «en los próximos meses«. La visita, la primera que haría un presidente estadounidense en décadas a la isla, se convertiría en uno de los grandes hitos del acercamiento entre los dos  rivales ideológicos.

Los expertos consideran que lo más probable es que, si se produce el viaje, éste tenga lugar después de las elecciones presidenciales de noviembre de 2016 en Estados Unidos y antes de que Obama entregue el cargo a su sucesor en enero de 2017.

Obama reiteró que su deseo de levantar el embargo a Cuba, es algo que sólo el Congreso, controlado por los republicanos, puede hacer. También se mostró a favor de cerrar el centro de detención de Guantánamo, aunque reiteró que no devolverá el territorio en el que se encuentra la base naval estadounidense.

AW

Con información de dpa.

Fotografía REUTERS/Yuri Gripas.

COP21 podría ser el final de una era

Entrada anterior

Jueza archiva investigación a Messi

Siguiente entrada

Comments

Comments are closed.

More in Destacadas