La comunicación y el tiempo de calidad con tu hijo es fundamental para que no encuentre salida maltratando a quienes le rodean
0

DOBLE LLAVE – Un estudio del King’s College de Londres reveló que una exposición continua al acoso durante la adolescencia puede desencadenar cambios físicos en el cerebro y aumentar la probabilidad de sufrir una enfermedad mental.

María José Acebes, neuropsicóloga y profesora de los Estudios de Psicología de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC), señaló que “está demostrado que el entorno y el ambiente influyen en nuestro sistema nervioso y en el desarrollo de nuestro cerebro”.

Acebes explicó que las situaciones de abuso y maltrato “generan una disminución del volumen del cuerpo calloso, una estructura que conecta los hemisferios cerebrales fundamental para el funcionamiento adecuado del cerebro”.

De interés: Investigadores mexicanos logran erradicar el VPH al 100 %

Por su parte, el profesor de los Estudios de Psicología de la UOC, José Ramón Ubieto explicó que en la adolescencia “todo se hace en pandilla: las primeras experiencias sexuales… y el acoso también es más fácil si se hace en grupo”.

Ubieto manifestó que el bullying en estas edades tiene los rasgos propios de esta etapa, “todos los adolescentes se sienten acosados; es su estado natural. Sienten presión por su cuerpo, por su sexualidad, por las relaciones familiares. Están buscando definirse, y este acoso lo trasladan a la víctima”.

Elaine López

Con información de Expansión

¿Deseas tener más informaciones de prevención y resguardo? Únete a nuestro canal en Telegram https://t.me/DobleLlave

Tornado en Cuba dejó 3 muertos y 172 heridos

Artículo anterior

YouTube implementará herramientas para evitar los “no me gusta”

Siguiente artículo

Comments

Leave a reply

Más en Prevención