0

La Audiencia Nacional española admitió una querella contra el Barcelona y el futbolista brasileño Neymar por presuntos delitos de corrupción.

DIS -un fondo de inversiones que tenía parte de los derechos de Neymar antes de ser traspasado al Barcelona- considera que le correspondía un 40 por ciento de los 17,1 millones de euros (19,2 millones de dólares) que el Barcelona pagó al Santos por los derechos federativos del jugador.

Además, la empresa brasileña fundamenta que mermaron aún más después de ver las informaciones que elevan el fichaje por encima de los 90 millones de euros (101 millones de dólares).

La nueva causa por el polémico fichaje del delantero se dirigió también contra los expresidentes del club Josep Maria Bartomeu y Sandro Rosell, el padre de Neymar, el club brasileño Santos y varios directivos de ese equipo.

AG

Con información de dpa

Fotografía REUTERS

Pediatra alemán abusó de 20 niños

Artículo anterior

Activa la protección de tus e-mails

Siguiente artículo

Artículos relacionados

Comments

Comments are closed.