0

La seguridad emocional o salud emocional te permite tener una psicología sana, según explica la psicopedagoga Evelyn Guiralt, quien tiene una destacada trayectoria profesional y comunitaria. “Las emociones son energías que viven dentro de uno y que definen el comportamiento” y cómo «manejes tus pensamientos moverás tus energías», agrega.

Ser emocionalmente sano es importante, pues el equilibrio y la paz que se posean brindan la capacidad de defenderse ante situaciones que el individuo pueda considerar peligrosas, tanto psicológica como físicamente.

Guiralt comenta que una persona con seguridad emocional “no tiene una pauta de conducta determinada, sino que la va equilibrando diariamente”. En este sentido es capaz de:

  • Ser emocionalmente abierta cuando debe serlo.
  • Mantener relaciones cercanas y significativas con los demás.
  • Transmitir energías positivas que hacen que los otros quieran estar con ella.
  • Controlar sus percepciones y ajustar su programación emocional permanentemente.
  • Ser productivo desde su propio potencial.
  • No dejarse afectar por lo externo en todo momento.

Para lograrlo es necesario moverse, la mayoría de las veces, con emociones que cuenten y no que descuenten. “Por ejemplo: Una emoción de paz activa lo positivo, es lo que potencia alguien emocionalmente sano.

Una persona que no está en paz no está dentro de ese contexto de energías. Las emociones negativas son las que tú puedes sentir algunas veces, pero las emociones positivas son las que debes sentir la mayoría de las veces”, señala.

Luego señala que las energías, o emociones, vienen de la forma en que se ve la vida y en cómo se transforman las emociones primarias en secundarias, lo cual se logra por medio de los pensamientos.

Para explicarlo mejor menciona el siguiente caso: Cuando una persona ofende a otra, la víctima de la ofensa se molesta, lo que significa que experimenta una emoción primaria natural, ya que no es aprendida.

Sin embargo, se posee la capacidad de convertir esa emoción primaria en una secundaria al racionalizarla y pensar en que esa ofensa se debe a que la persona está molesta debido a otra situación y no con quien ofendió. Así ya no se siente molestia, sino que se regresa a la tranquilidad.

Manejo de las emociones

Disminuir las fluctuaciones en los pensamientos y prestar atención al presente en todo momento son la clave para manejar las emociones adecuadamente. Adicionalmente, la psicopedagoga expone que existen herramientas para alcanzar su control adecuado:

  • Desarrollar una personalidad protectora: Te permitirá identificar los problemas, mediarlos, mejorarlos, controlarlos y por último eliminarlos. Para conseguirlo se debe tener crecimiento personal social, es decir darse la oportunidad de ser mejor persona, de manejar las emociones primarias adecuadamente, de mantener el poder del aquí y ahora, y de conservar el equilibrio y todo aquello que te permita vivir en armonía.
  • Saber retirarse a tiempo: Esto te ahorrará usar recursos y energía en situaciones de vida que restan tranquilidad.
  • Estar atento al desarrollo del carácter: El carácter está determinado por el manejo de las emociones, las cuales se ven afectadas cuando no se actúa de acuerdo a las experiencias, el control de los valores propios, de la identidad y las relaciones externas.

Estas energías tienen niveles que van desde la identificación hasta el control. Se debe tener equilibrio en cómo se expresan y controlan, pues una persona que no es emocionalmente sana “comienza a disparar lo contrario a la armonía”, puntualiza.

Evelyn Guiralt es presidenta de las ONG, tanto muy activas como reconocidas, Olimpiadas Especiales Venezuela (http://olimpiadasespeciales.org.ve/) y Venezuela Libre de Drogas (http://www.librededrogas.org/).

Amanda Gómez

Fotografía Gettyimages.

Congreso brasilero aprueba acuerdos bilaterales

Artículo anterior

Ford invierte en prevención vial

Siguiente artículo

Comments

Comments are closed.

Más en Destacadas