Clemente Romero - Outsourcing de Recursos Humanos
0

DOBLE LLAVE – El Outsourcing es una herramienta de gestión que se ha extendido durante los últimos veinte años para la provisión de personal que cumplirá tareas de apoyo a procesos medulares de alguna organización que lo requiere. La transferencia de procesos tan delicados como el reclutamiento, la contratación, el adiestramiento, y en general la administración del personal, a un proveedor externo, requiere de condiciones que garanticen que el contrato se perfeccione con resultados favorables para ambas partes. Muchas de esas condiciones han quedado mal entendidas y eso ha afectado la confianza en su implementación. A continuación, les presento un breve recorrido por las circunstancias que pueden determinar el éxito de la gestión externalizada del recurso humano.

Sustentabilidad del Outsourcing

Es obvio que el Outsourcing como negocio debe ser beneficioso para ambas partes. Pero, no se trata tan solo de proveer personal para determinadas tareas y cobrar por ese servicio, porque al verlo así, se está en presencia de una simple intermediación laboral, que no agrega valor alguno a los procesos medulares de la empresa cliente sino solo metas de comodidad financiera y administrativa.

El gestor de personal y su cliente deben definir objetivos que van más allá de lo estrictamente económico, y que ayuden a constituir el balance entre ambas partes. En este sentido, deben respetarse las condiciones contractuales de provisión de personal idóneo para las tareas correspondientes, por parte del contratista, y de empleo del recurso humano solo en las tareas para las cuales ha sido solicitado, sin excederse ni transgredir normas jurídicas laborales que puedan generar problemas a su contraparte.

Todas las acciones de gestión de personal deben generar indicadores que al ser estudiados producirán información relevante

El Outsourcing tiene que ser entendido como una herramienta para gestionar de forma inteligente, no solo a un grupo de trabajadores, sino a un proceso de apoyo importante, como, por ejemplo, ventas por teléfono, cobranzas, computación, seguridad o mantenimiento, que es ejecutado por personas trabajadoras con motivación y expectativas de desarrollo personal y profesional.

La adquisición de conocimiento externo

Clemente J. Romero B., Clemente Romero, dirección de empresas, especialista en Reclutamiento y Contratación de Personal, Mitos y realidades, opinión experta, Outsourcing de Recursos Humanos, temas de gerenciaTodas las acciones de gestión de personal deben generar indicadores que al ser estudiados producirán información relevante, y de este modo facilitarán el acoplamiento entre los procesos de soporte operados en Outsourcing, y los procesos medulares que son creadores de valor en el negocio del cliente. Para conseguir tal nivel de interdependencia, el receptor debe comprometer y depositar su confianza en el proveedor, como medio para lograr transformar la complejidad que lo ha llevado a tomar esta alternativa de gestión.

Este compromiso tiene dos vertientes: La primera es la comunicación al proveedor de los objetivos estratégicos que apoyan la decisión tomada. Y la segunda, es la apertura para escuchar los criterios expuestos por el proveedor con respecto a las metas comunicadas por el cliente. Estas dos condiciones establecen el canal de trasiego de la información detallada y el conocimiento confiable en ambas direcciones. Estos criterios surgen de los indicadores de gestión generados en la operación del Outsourcing, y pueden dar lugar a la actualización y mejora de algunas políticas de operación de la empresa receptora. El resultado ideal sería el establecimiento de un Outsourcing colaborativo, que es la esencia de este tipo de herramienta de gestión.

La absorción del talento humano

Una situación frecuente en la llegada de personas a los puestos de trabajo a través del Outsourcing es que, ante un desenvolvimiento eficiente del trabajador, la empresa receptora del servicio se identificará con su talento, lo cual muy probablemente conducirá a intentar su absorción como personal propio. En algunas ocasiones, estas iniciativas pueden causar tensiones entre el cliente y su proveedor, aunque también pueden generar el efecto contrario, siempre y cuando existan unos canales fluidos de comunicación que permitan transparentar las decisiones.

Los contratos de externalización de fuerza laboral, y por lo tanto, de Outsourcing de Recursos Humanos, deben prever este tipo de situaciones, y de qué manera lograrán ser resueltas en forma amigable y con orientación al intercambio de beneficios. Lo ideal es que el proveedor de la fuerza laboral no se sienta que está siendo utilizado solo como localizador de talento profesional, porque ello constituye otro tipo de servicio que se conoce como Headhunting, que genera beneficios económicos considerables.

Clemente J. Romero B., Clemente Romero, dirección de empresas, especialista en Reclutamiento y Contratación de Personal, Mitos y realidades, opinión experta, Outsourcing de Recursos Humanos, temas de gerencia

 

DOBLE LLAVE

Opinión experta solicitada a Clemente Romero, especialista en Reclutamiento y Contratación de Personal

Febrero 11, 2016

Drones serán rescatistas de montaña

Entrada anterior

Quieren proteger a niños indocumentados

Siguiente entrada

Comments

Comments are closed.

More in Destacadas