0

DOBLE LLAVEChina reaccionó con cólera este jueves después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, ratificara una ley que apoya las protestas en favor de la democracia en Hong Kong, en medio de una guerra comercial entre los dos países.

El gobierno chino, que calificó la ley de “abominación absoluta” y amenazó con tomar represalias, convocó al embajador de Estados Unidos en Pekín, Terry Branstad, por segunda vez en cuatro días.

El viceministro de Relaciones Exteriores chino, Le Yucheng, transmitió al embajador Terry Branstad la “firme oposición” de su país e instó a Estados Unidos a “corregir su error”, a “no aplicar” la ley, para no “perjudicar más las relaciones y la cooperación chino-estadounidense”, informó el ministerio en un comunicado.

Consultado sobre la convocatoria de Branstad, un portavoz de la embajada estadounidense en Pekín declaró a la AFP que, el Partido Comunista chino “debe mantener su promesa al pueblo de Hong Kong, que solo pide la libertad”.

Quizás sea de su interés: Estados Unidos sanciona a Corporación Panamericana S.A. por negocios con Venezuela

Gabriel Velásquez

Con información de Agencia

Maestros en Carabobo inician paro de 24 horas

Artículo anterior

Josep Borrell considera «irresoluble» la crisis de Venezuela

Siguiente artículo

Comments

Comments are closed.

Más en Destacadas