Frente a la crisis migratoria, endurecerán las reglas e intentarán agilizar los procesos
0

El Ejecutivo alemán aprobó el pasado martes un amplio paquete de reformas de la ley de asilo, para hacer frente a la creciente cifra de refugiados que llegan al país y que podría llegar hasta el millón este año.

«Septiembre será un mes récord de este año y también de las décadas anteriores», afirmó el ministro alemán del Interior, Thomas de Maizière. Únicamente en los últimos cuatro días arribaron a territorio germano entre 8.000 y 10.000 refugiados diariamente.

El ministro se excusó de suministrar cifras concretas para septiembre alegando que «una parte considerable» de los refugiados rehúye los procedimientos de registro o pese a estar registrado se traslada a otro lugar, lo que ocasiona registros dobles. La edición electrónica del diario Bild señala en base a círculos de seguridad que únicamente entre el 5 y el 27 de septiembre llegaron a Alemania unos 230.000 solicitantes de asilo.

De manera detallada, el gobierno de la canciller alemana, Angela Merkel, quiere con este acuerdo mejorar la manutención y ayuda en especie para los refugiados tanto tiempo como sea posible en los centros de acogida de primera instancia. Sin embargo, el gobierno limitará la ayuda económica a los refugiados como máximo a un mes de anticipo. En algunos casos de refugiados también están previstos elevados recortes en las prestaciones.

Por otro lado, el nuevo paquete incluye acabar con los obstáculos burocráticos para agilizar y facilitar la construcción de centros de acogida de refugiados. Los solicitantes de asilo con una buena perspectiva de quedarse en el país deberán tener acceso a cursos de integración.

Además, el Estado ha acordado participar de manera permanente en los costes que genera alojar y proporcionar ayuda a los refugiados. Para ello pagará por persona y mes 670 euros desde el primer día que un refugiado llega a un centro de registro hasta que concluye su proceso de asilo.

Teniendo en cuenta las últimas previsiones oficiales del gobierno alemán, que espera 800.000 refugiados este año -el vicecanciller alemán 00incrementó esta cifra extraoficialmente hasta el millón-, esto supondría el pago de 3.500 millones de euros, incluyendo los 350 millones de euros destinados a refugiados menores sin un acompañante adulto.

Este nuevo paquete también prevé, entre otras cosas, la inclusión de los países balcánicos Albania, Kosovo y Montenegro en la lista de «Estados de origen seguros», para poder repatriar a sus ciudadanos a corto plazo.

AG

Con información de dpa.

Fotografía Gettyimages.

Evita dañar el cable de tu celular

Artículo anterior

Ralph Lauren dejará presidencia de su empresa

Siguiente artículo

Comments

Comments are closed.

Más en Destacadas