DOBLE LLAVE – El Tribunal Supremo de Francia decidió apelar la resolución de la corte de Aix-en-Provence que anteriormente había eximido a la compañía TÜV Rheinland de cualquier responsabilidad referente a la certificación de implantes de senos defectuosos que produjeron complicaciones aproximadamente en 400.000 mujeres.

Asimismo, el máximo órgano judicial de la nación europea consideró que no se siguió el debido proceso para verificar el fallo de control, por lo que le reiteró a Rheinland la inmediata necesidad de indemnizar a las partes afectadas.

De interés: Solicitan informe sobre secuestro de periodistas ecuatorianos

“Es una victoria no solo para las víctimas, también para la Unión Europea. Esta decisión histórica obligará a las certificadoras y a sus aseguradoras a mantenerse especialmente alerta en sus controles de dispositivos médicos”, expresó la organización PIPA World.

Por su parte, el abogado de PIPA, estima que la compensación que TÜV tendría que pagar asciende entre 5.000 millones y 6.000 millones de euros.

Gabriel Velásquez/@Vqzgabriel

Con información de El Nuevo Herald

¿Deseas tener más información sobre prevención y resguardo? Únete a nuestro canal en Telegram: https://t.me/DobleLlave