DOBLE LLAVE – Este viernes el gobernador de Florida, Rick Scott, colocó sobre la mesa una serie de cambios en cuanto a la política de armamento en Estados Unidos luego del tiroteo suscitado en la secundaria Parkland donde tres adultos y 14 adolescentes perdieron la vida.

La propuesta establece, entre otras cosas, que la edad mínima para el porte de armas legal pase de 18 a 21 años. Además, quiere que las personas con enfermedades mentales no puedan adquirir ningún tipo de armamento.

“Trabajaré con la legislatura agresivamente durante las próximas dos semanas para lograrlo. El cambio viene y llegará rápido”, aseguró el gobernador.

Además, Scott quiere que se implemente una inversión de al menos 450 millones de dólares destinados al departamento de salud psicológica de los estudiantes, esto con el fin de dotar a las escuelas con presencia de oficiales de seguridad debidamente capacitados.

También instó a cumplir con los simulacros de entrenamiento y código rojo, así como la implementación en algunas instituciones de detectores de metales y blindaje en vidrios y puertas.

Estas declaraciones salen al aire luego de la controversial propuesta del presidente de EE.UU., Donald Trump, quien recomendó dotar con armamento secreto a los profesores que sean expertos en el manejo de estas herramientas y que además cuenten con experiencia militar.

La masacre ocurrió el pasado 14 de febrero, Día de San Valentín, en la secundaria Marjory Stoneman Douglas de Parkland, un pequeño poblado ubicado a unos 58 kilómetros al norte de Miami, cuando el presunto atacanta, Nikolas Cruz, de 19 años, disparó un fusil AR-15 contra estudiantes y funcionarios.

Krystian Tovar

Con información de dpa

Consejos que protegen, datos de utilidad, personajes que orientan y más en nuestro canal de Telegram: https://t.me/DobleLlave