El ingeniero Wiston Cabas aseguró que no se tomaron previsiones



DOBLE LLAVE – Desde hace algún tiempo nuestro país atraviesa por una crisis que tiene como resultado la falta de servicios básicos, entre ellos la luz y el agua.

Si bien es cierto, que a nivel mundial se sufren estragos por el calentamiento global y fenómenos naturales que han llevado a la disminución de este líquido vital, porque los humanos no nos tomamos en serio el grave estado al que estamos llevando el planeta; también se debe destacar que existen consecuencias que simplemente se han escapado de las manos de las autoridades competentes. Tal es el caso de Venezuela.

El presidente de la Comisión Eléctrica del Colegio de Ingenieros de Venezuela (CIV), el ingeniero Wiston Cabas, asegura que el problema del agua en Venezuela “no es por el fenómeno el niño”, como lo han indicado los representantes del gobierno nacional, en su experiencia advierte que esta crisis se ve reflejada en “la falta de mantenimiento a las plantas termoeléctricas” que afectan directamente el servicio del agua que provee luz a todo el país.

El Gobierno venezolano, como medida de emergencia ante la escasez de agua reflejada en el embalse principal “Guri”, decidió crear un plan de racionamiento eléctrico en algunas ciudades del país, que en un principio incluía a Caracas y Zulia. El programa, que arrancó este lunes 25 de abril, se clasifica en 5 horarios y abarca 19 estados.

  • 12 am a 4 am
  • 4 am a 8 am
  • 8 am a 12 m
  • 12 m a 4 pm
  • 4 pm a 8 pm

“El gobierno debe dar un informe pormenorizado de cómo va a ser el racionamiento en el país“, agregó al hablar del desconocimiento que aún prevalece con respecto al tema. “La verdad de la planta eléctrica” debe salir a la luz para aclarar lo que se ha convertido en una de las mayores preocupaciones de los habitantes.

A esto se suma un obstáculo que, lastimosamente, es parte del día a día de los venezolanos; la inseguridad. “El hampa debe estar gozando un imperio”, expresa el ingeniero, al destacar la falta previsiones que se tomaron, ya que muchas personas al retornar a sus hogares, a oscuras, luego del horario laboral, se topan con delincuentes que lo menos que quieren es ofrecerles claridad.

Por otra parte, cabe destacar que Caracas quedo exceptuada del plan de racionamiento energético por considerarse la cuidad donde se hace más vida laboral y estudiantil, no sólo para los habitantes de la misma sino para los de estados cercanos como Miranda y Vargas. Ante ésto, Cabas agrega que “como ingeniero no creo que Caracas haya sido excluida solo por razones laborales”, según su experiencia hay más que razones técnicas tras esa decisión.

Angélica Rodríguez.

Fotografía REUTERS/Carlos Eduardo Ramirez.

Comentarios