0

DOBLE LLAVE – Una mujer fue sentenciada a 20 años de prisión por violar a un menor en Florida (EE.UU) mientras trabajaba como niñera en la casa de la familia. Las autoridades investigaron que los abusos comenzaron cuando el niño tenía 11 años y la mujer 22.

Poco después de los abusos, Marissa Mowry quedó embarazada y dio a luz al hijo del niño. El hecho permaneció en secreto varios meses después del nacimiento del pequeño hasta que el adolescente confesó a su madre que el bebé era suyo.

Actualmente, la víctima tiene 17 años y es padre de un niño de cinco años, producto de la violación de la mujer. “Por lo general, no pensamos en las mujeres como depredadoras, no lo hice y me costó”, afirmó la madre de la víctima, Nadean Campbell.

De interés: Ministerio Público abrió investigación por asesinato de Edmundo Rada

La acusada fue detenida en 2017 y enfrenta cargos de agresión sexual infantil agravada por ser una persona con autoridad sobre la víctima. Mowry aceptó los cargos y durante su sentencia permaneció en silencio. Sin embargo, la defensora pública a cargo le dijo al juez que su cliente aceptó las consecuencias de sus actos y el acuerdo de pasar dos décadas tras las rejas.

Por su parte, Campbell declaró que los abusos cambiaron por completo la vida del menor pues considera que no vivió una adolescencia normal. “Le costó su infancia”, expresó la madre, tras recomendar a otras familias que “conozcan a las personas con las que están sus hijos. Investiguen todo. Usted es el mayor defensor de su hijo”, agregó.

DOBLE LLAVE

Con información de El Universal

Polonia busca prohibir la educación sexual

Artículo anterior

Bolivianos votan para elegir al presidente

Siguiente artículo

Artículos relacionados

Comments

Comments are closed.