Las constantes arborizaciones y conexiones neuronales que se producen durante la lectura previenen la enfermedad



El neurólogo clínico Hugo Navarrete Báez aseguró que los niños que adoptan la lectura como un ritual de vida tienen menos posibilidades de desarrollar Alzheimer cuando sean adultos. Explicó que esto se debe a que cuando leemos nuestro cerebro produce  arborizaciones y conexiones neuronales que al ser constantes previenen la enfermedad.

Aconsejo a quienes ya no son tan niños a adoptar la lectura, una hora diaria cuando mínimo retarda la aparición del Alzheimer o lo previene a largo plazo. Aseguró que una dieta alta en nutrientes para el cerebro, una rutina constante de ejercicios, terapias cognitivas y lecturas constantes es el mejor remedio contra el padecimiento y de igual forma cuando ya está diagnosticado reduce los embates del mismo

Invitó a crear más conexiones neurológicas “no se crean más neuronas, pero si más conexiones y en las enfermedades como el Alzheimer lo que se pierde son las conexiones y las neuronas”. En el mismo orden de ideas declaró que se puede retardar la aparición por medio de marcadores genéticos que se estudian en el líquido cefalorraquídeo.

El Alzheimer es una enfermedad degenerativa, progresiva, la cual se presenta de forma muy frecuente en personas entre 45 y  65 años de edad, según el profesor en neurología en la Universidad Autónoma de Baja California, Navarrete Báez.

YR

Con información de Informador. 

Fotografía de Gettyimages.

Comentarios