DOBLE LLAVE – Un estudio realizado por investigadores de la Universidad de St. Andrews y publicado por la revista científica “PLOS Biology”, proporcionan nuevos conocimientos sobre cómo las focas, durante el buceo, pueden distribuir la sangre y administrar el suministro de oxígeno a su cerebro y grasa.

Un dispositivo portátil basado en la espectroscopia de infrarrojo cercano, puede ser utilizado para investigar el volumen sanguíneo y los patrones de oxigenación en mamíferos marinos que bucean libremente.

De interés: Google Earth llegará a más navegadores

Durante la inmersión en el agua, los mamíferos muestran una serie de respuestas cardiovasculares como la reducción de la frecuencia cardiaca o la constricción de los vasos sanguíneos periféricos. Pero la investigación de la distribución y la oxigenación de la sangre en mamíferos marinos hasta ahora se ha visto limitada por la falta de tecnología no invasiva que se pudieran utilizar en animales mientras buceaban libremente.

Sin embargo, en el estudio los investigadores adaptaron tecnología NIRS para ser utilizada en las focas de puerto en buceo libre y conocer el volumen de sangre y los patrones de oxigenación específicamente en el cerebro y la grasa, utilizando el dispositivo, que llaman “PortaSeal”, para obtener datos continuos y detallados de cuatro focas que nadaban libremente en un hábitat casi natural.

Rubén Vásquez

Con información de dpa