Este equipo desea aportar a la ciudadanía, desde su pericia y sus conocimientos, el apoyo necesario a todo aquel que lo requiera



DOBLE LLAVE – Cargando sus cascos blancos identificados con una cruz verde, vistiendo su tradicional uniforme médico y llevando consigo sus bolsos, máscaras, guantes y demás implementos, son reconocidos y hasta tildados de héroes por miles de personas que se lanzan a las calles a marchar. Su objetivo no es más que el principio universal de ayudar; de forma desinteresada, sin parcialidad política alguna. Siempre identificados con la premisa de aportar a través de la salud y la vida. Ellos no son los protagonistas pero forman parte indispensable de esta historia.

Pese a que no manejan cifras oficiales de cuántas personas han podido atender durante las últimas semanas de protestas, donde el cansancio hace estragos, este grupo de voluntarios desea aportar a la ciudadanía desde su pericia y sus conocimientos la mejor atención en esta época de fuerte conflictividad social, ellos son Primeros Auxilios UCV.

Cada vez que existe una convocatoria a una movilización en la ciudad un grupo de 60 jóvenes entrenados en materia de primeros auxilios y conflicto armado salen a las calles a enfrentarse a diversas situaciones difíciles que les han ayudado a crecer en medio de la adversidad.

Con el uniforme quirúrgico de los profesionales de la salud y acompañada con otros compañeros de la escuela de medicina José María Vargas de la Universidad Central de Venezuela (UCV), Daniela Liendo, estudiante de segundo año, relató como la ha marcado su labor dentro de tan importante grupo. “El primer paciente que atendí este año, es una persona que no voy a poder olvidar por el resto de mi vida. Era un señor como de 70 años que pese a encontrarse herido me repetía que no lo sacara de la protesta porque él quería estar ahí, son situaciones que te marcan”.

Liendo es hoy en día una de las directoras del equipo, quien de la mano con Federica Dávila, coordinan al grupo y se encargan del proceso de reclutamiento de nuevos voluntarios. “Esto nació en 2014 cuando un grupo de amigos pertenecientes a la escuela de Medicina se dieron cuenta que podían aportar con su vocación de servicio a transeúntes y manifestantes que en ese momento podían o no estar participando en las manifestaciones y convocatorias que se hicieron ese año. En esa época yo empecé a ser voluntaria, los fundadores de este movimiento fueron Asdrúbal Moreno e Hipólito García. Este año Federica y yo decidimos liderar este proyecto ya que nos dimos cuenta de la necesidad que había de asistencia en medio de las situaciones que ocurren dentro de las manifestaciones“.

Asegura que la capacitación es vital por lo cual ningún miembro del equipo sale a la calle sin el debido entrenamiento previo.

“Nuestro grupo básicamente está conformado por estudiantes de medicina, gestión pública, enfermería y odontología; además de contar con 90 especialistas en diversas áreas, que nos apoyan en todas nuestras labores. En este momento contamos aproximadamente con 200 voluntarios pero salimos a la calle 60, ya que solo contamos con ese número de implementos para poder protegernos en medio de alguna situación de conflicto que pueda surgir en las protestas. Nuestra logística consiste en que al tener una convocatoria oficial se realiza el llamado al equipo y comenzamos a realizar la diferenciación de los grupos. Existe un equipo de extracción que envía a los heridos hasta los centros hospitalarios o al equipo verde que es donde se encuentran los especialistas. También existe un equipo que se encuentra netamente en el sitio de conflicto y otro en el lugar destinado para el triaje de los heridos. Personalmente yo soy una de las personas que se dedica a ir directamente a conversar con los guaridas o policías en medio de las manifestaciones para que estos estén al tanto de nuestra presencia, y en caso tal de requerir nuestra ayuda somos el punto de enlace”.

Los implementos de seguridad de todo rescatista, además de los relativos a su seguridad personal, son: un kit con gasa, yodo, sulfadiazina de plata para las quemaduras, antibióticos tópicos, adhesivos, “y esto va siendo más específico dependiendo del equipo. Ocasionalmente, también, un kit de cirugía menor que lejos de la zona de conflicto se puede manejar”, relató.

Pese a tener los conocimientos necesarios para llevar a cabo su tarea, las emociones terminan marcando fuertemente a cada uno de los integrantes del grupo.

“Personalmente, una de las situaciones que más me ha movido a lo largo de estos días fue haber asistido el domingo 23 de mayo a Maracaibo a propósito de la muerte de Paúl Moreno, quien era voluntario en la Universidad del Zulia (LUZ) y fue arrollado por un vehículo el 17 de mayo pasado. Fue muy fuerte llegar allá y ver que un muchacho tan joven que hace unas semanas estaba rescatando personas al igual que yo lo hago, había sido asesinado de esa forma. Es algo realmente muy fuerte porque era un joven que puso en riesgo su vida para atender a los demás. Por eso digo que no se trata de primeros auxilios UCV, sino Primeros Auxilios Venezuela, que pese a cualquier adversidad salimos todos los días a dar lo mejor de nosotros. Apenas llegué allá, sentí como si aquellos voluntarios del Zulia eran mis hermanos. Ese primer abrazó que me di con ellos al compartir como iguales por la pérdida, nunca lo voy a olvidar. Gente común nos paraba en la calle para demostrar afecto y apoyo. Estando allá nos topamos con una protesta dónde pudimos ver afiches por la muerte de Paúl, y al bajarnos, una de las personas que lideraba la manifestación se acercó hasta nosotros y me dio un abrazo muy fuerte. Sin lugar a dudas eso apunta a que pese a la situación lamentable, lo que se espera acá es lograr la unión de todos los venezolanos como iguales. Nosotros estamos convencidos que si podemos aportarle algo al país, esta es nuestra mejor contribución. Lo que deseo aportar ante todo es salud y protección para cada uno de los venezolanos, independientemente que estén a un lado u otro del piquete. Nosotros no distinguimos entre un manifestante o un Guardia Nacional, atendemos a todo el que lo requiere”, señaló.

“Una experiencia increíble”

“He aprendido de todas las áreas, no solo de medicina. En lo personal el tres de mayo fue para mi una de las experiencias más fuertes cuando conseguimos a un muchacho, de aproximadamente 14 años, en la autopista completamente inconsciente y tuvimos que sacarlo de la zona. Una vez logramos estabilizarlo y volvió en si comenzó a preguntar por su mamá. Su rostro se me quedó fijado en la mente. Hace unos días en una panadería y me aborda un niño que resultó ser el que habíamos rescatado en la marcha. Aprovechó para presentarme a su mamá porque nosotros le habíamos salvado la vida. Esa experiencia para mi fue increíble”, así lo vive Andrea Méndez, estudiante de la escuela Vargas de la UCV.

“El afecto de la gente no tiene comparación”

“Estoy convencida que con mi labor estoy aportando a la construcción de un mejor país para todos los venezolanos. Para que pese a haber resultado heridos en una manifestación puedan nuevamente salir a las calles con salud. Sentir ese agradecimiento genuino cuando atiendes a una persona no tiene precio. Puedo contar que atendiendo a unas personas en Altamira llegó un contingente de la Guardia Nacional y ahí mismo tuvimos que ponernos de rodillas con las manos arriba para que ellos supieran quienes éramos nosotros. Fue un momento de nervios pero afortunadamente hubo respeto ese día. Son increíbles las muestras de afecto de las personas, ese: gracias, si no fuera por ustedes, son cosas que poco a poco te llenan”, esta es la manera en la que Stefanie Rodríguez, quien estudia cuarto año de medicina en la Escuela Razetti de la UCV, describe su experiencia dentro de la organización.

“Esta juventud ha dado un paso por el país”

George Simon es cirujano general, con 32 años graduado como médico y 27 años graduado como cirujano, quien presta apoyo en estas grandes concentraciones, “fundamentalmente porque vimos que había un vacío”.

“La labor de nosotros se enmarca en dar asistencia médica básica en el área de conflicto en forma no discriminatoria. Estamos actuando bajo el juramento de Razetti, que hicimos todos al graduarnos en la universidad, en donde nuestro arte, el arte de curar, es para todos independientemente de su color, raza, religión, orientación política, entre otros. En estás seis semanas se ha acoplado un equipo realmente extraordinario. Los jóvenes que están a la cabeza de este proyecto han hecho una labor titánica, y realmente yo diría que hasta milagrosa porque en apenas seis semanas hemos constituido una organización que funciona en base a reglas muy definidas. Tiene una estructura bien conformada donde la seguridad de los miembros es fundamental, donde existe toda una infraestructura de apoyo bien concebida; y en cuanto a la acción de las pautas que seguimos son bien específicas también relacionadas a los cuidados prehospitalarios tácticos, donde hay que tomar en cuenta que se está un ambiente hostil y hay que evacuar al paciente a través de tres niveles de atención que tenemos”, relató.

El especialista comenta que lo más importante, en medio de cualquier situación peligrosa, es actuar con rapidez para de esa manera propiciar que la persona herida tenga la mayor posibilidad de recuperación.

“Nosotros estamos divididos por niveles, el nivel rojo es donde se evidencia la situación más hostil; el naranja también es hostil pero se cuenta con tiempo para hacerle algún procedimiento al paciente; mientras el verde es dónde teóricamente no hay hostilidad y se puede realizar un protocolo de atención más específico. Es un semáforo teórico porque en la práctica se presentan múltiples variables que cambian minuto a minuto. Otro principio básico es el de -la hora dorada- dónde si se logra tratar adecuadamente al paciente dentro de esos 60 minutos la posibilidad de recuperación es casi de un 100 %“.

“Esta organización está sirviendo de patrón para otras que se han formado en todo el país. La juventud venezolana es maravillosa, comprometida con su país, una juventud que ha dado un paso por Venezuela, no solamente en primeros auxilios, nosotros tenemos la oportunidad de ver actos heroícos en todas las manifestaciones. Jóvenes venezolanos que están poniendo su vida en la línea para defender sus principios e ideales. Nosotros los mayores lo hacemos por la admiración que sentimos hacia estas generaciones, que son unos ciudadanos cabales, y estamos ahí para acompañarlos y protegerlos en la medida de nuestras posibilidades. Hemos observado como día a día se va recuperando una fracción más del gentilicio venezolano. El venezolano está despertando hacia lo que siempre fue, una persona solidaria, que es capaz de compartir lo poco que tiene con el compañero de al lado. Esto nos levanta muchísimo la moral y nos hace prever que el futuro para Venezuela será brillante. En lo que se vean recuperados los valores, los principios, ya Venezuela no va a tardar en recuperarse y ser el país que siempre fue, una tierra de inclusión, de igualdad y fraternidad“, agregó Simon.

Donaciones

En cuanto a las donaciones Daniela Liendo aclara que no reciben dinero en efectivo, prefieren, si se trata de alimentos, que las personas puedan llevarlos hasta el sitio directamente. En el caso de las campañas internacionales en dólares utilizan los recursos para comprar implementos en el exterior y realizar el envío hasta el país.

“Cada día estamos perfeccionando nuestra labor a fin de que pueda ser mucho más eficiente conforme transcurren los acontecimientos”, explicó.

Los implementos más importantes que requiere Primeros Auxilios UCV son:

– Musleras
– Jelco 14 y 16
– Sondas de Foley
– Venda para torniquete
– Solución fisiológica 0.9%
– Solución Ringer lactato
– Coloides
– Kits de infusión
– Macro goteros
– Obturadores
– Válvula 3 vías
– Oxímetros de pulso
– Cánulas nasofaríngeas
– Cánulas de mayo (2mm)
– Apósitos para quemadura
– Sulfadiazina de plata
– Gasas
– Compresas
– Salbutamol (Tipo inhalador)
– Bicarbonato
– Lidocaína o Cifarcaina
– Adrenalina (ampollas)
– Atropina (ampollas)
– Medicamentos y antibióticos de todo tipo

Para mayor información sobre el grupo pueden acceder a su sitio https://primerosauxiliosucv.org/ y en redes sociales: Twitter: @PA_UCV, Facebook: PrimerosAuxiliosUCV e Instagram: primerosauxiliosucv

Rafael Arias / @Rafarias86

 

Comentarios