El dispositivo que mide 2,6 centímetros de longitud y un centímetro de diámetro fue un éxito en los ensayos clínicos



DOBLE LLAVE – Una investigación llevada a cabo por las universidades Monash y RMIT de Melbourne, Australia, desarrollaron una píldora electrónica para monitorear la salud del aparato digestivo.

En el primer ensayo clínico, seis voluntarios sanos tomaron la cápsula electrónica comestible, que mide 2,6 centímetros de longitud y un centímetro de diámetro y los estudiosos notaron “que el dispositivo puede medir los niveles de diferentes gases a lo largo del aparato digestivo, además de identificar el conjunto de microorganismos que viven en los intestinos y que son esenciales para la salud en función de los alimentos que ingiere una persona” señalaron los expertos.

Esto fue posible gracias a que “en el interior de la cápsula, como si de una nave espacial se tratara, hay un transmisor de radiofrecuencia, antenas, baterías y un minúsculo ordenador, además de sensores de gases y de temperatura. Transmite los datos cada cinco minutos a un aparato receptor que cabe en un bolsillo y que los voluntarios han llevado encima de día y de noche mientras ha durado el ensayo” detalló el equipo de investigadores.

Tras los resultados, los científicos avanzarán en el darle continuidad a las siguientes fases del proyecto a fin de hacer de la cápsula, un dispositivo capaz de diagnosticar enfermedades en el aparato digestivo en el futuro.

Yisneidy Pérez.

Con información de Infofueguina

Consejos que protegen, datos de utilidad, personajes que orientan y más en nuestro canal de Telegramhttps://t.me/DobleLlave

Comentarios