Son fuertes, resistentes, elásticos y regeneran el hueso dañado por sí mismos de forma efectiva



DOBLE LLAVE – Implantes de bajo costo gracias a la tecnología de impresión en 3D, podría ser la nueva solución para reparar fracturas en el cuerpo humano. Se podrían fabricar los huesos a la medida sin ningún problema, incluso para reparar fracturas óseas más complejas o de mayor envergadura.

Esta nueva técnica se ha probado en  daños de la columna vertebral de ratas y un efecto en el cráneo de un macaco Rhesus. Es el trabajo de las universidades de Northwestern e Illinois (Estados Unidos) que acaba de publicar la revista Science Translational Medicine.

Los implantes que se fabricarán a través de impresiones 3D, fueron bautizados como huesos hiperelásticos, cuentan con una resistencia positiva, para que los huesos del afectado puedan regenerarse de forma efectiva, por sí mismos.

Gracias a las propiedades físicas y mecánicas de estos materiales, “podemos crear implantes específicos para cada paciente que se ajusten perfectamente a los defectos”, explican. Para ello serán necesarias técnicas de imagen como la tomografía axial computarizada que, en este estudio, no se emplearon ya que “no resultaba práctico ni barato para diseñar el implante de cada animal”, informan los científicos. En su lugar, imprimieron huesos de un tamaño aproximado y después recortaron el material para alcanzar las medidas precisas en cada caso.

María Fabiola Maldonado

Con información de El Mundo

Comentarios