Los malls representan un 2,92% en el Sistema Eléctrico Nacional mientras que el sector residencial un 63%



DOBLE LLAVE – El fenómeno climático El Niño sumado a la falta de mantenimiento de la Central Hidroeléctrica el Guri provocó una crisis eléctrica nacional que establece, entre muchas medidas, que los centros comerciales del país deben trabajar a partir del medio día hasta las 7:00 p.m de lunes a viernes y que deben autogenerar su energía a través de sus plantas.

Tres meses después del establecimiento de los nuevos  horarios de funcionamiento la Directora Ejecutiva de la Cámara Venezolana de Centros Comerciales (Cavececo), Claudia Itriago, afirmó que la situación ha sido muy dura pues la medida afectó en diversas áreas, tales como operatividad, disminución de horas de trabajo y ventas por lo que se reducen los ingresos de muchos trabajadores y por supuesto aminora el derecho de recreación y esparcimiento de los usuarios.

Itriago sostuvo que en el interior del país el escenario es mucho más grave pues además de cumplir con el ahorro energético estipulado para los centros comerciales, también deben efectuar el Plan de Administración de Carga (PAC) en el cual no tienen electricidad durante cuatro horas.

“Muchos centros comerciales que abren a mediodía no tienen electricidad de 12:00 p.m. a 4:00 p.m. o en otros casos de 4:00 p.m. a 7:00 p.m. por lo que trabajan solo pocas horas”, explicó.

En cuanto a las plantas que poseen algunos centros comerciales para autogenerar su electricidad la representante de Cavececo explicó que “ahora que están encendidas 24/7 se dañarán” ya que su verdadera función es para solventar emergencias.

Dijo también que por los momentos no ha disminuido el número de comercios en los malls, pero eventualmente podría pasar. Itriago abogó para que se deje operar a los centros comerciales a través de un racionamiento equilibrado y equitativo para todos.

Alejandra Watts