DOBLE LLAVE Australia reducirá la entrada de inmigrantes de los actuales 190.000 anuales a 160.000, aseguró el primer ministro, Scott Morrison, quien también anunció medidas adicionales para favorecer las movimientos desde las grandes ciudades hacia el campo que incentiven la repoblación de estas zonas.

Asimismo, se reveló que habrá nuevas categorías de visados, que obligarán a 23.000 migrantes cualificados a trabajar al menos tres años en zonas rurales antes de poder optar a la residencia permanente y ofrecerá a los estudiantes internacionales acuerdos para poder estudiar fuera de las grandes ciudades.

Leer también: UE y OTAN denuncian militarización rusa en Crimea

El Gobierno aseguró que estas medidas ayudarán a aliviar la presión que soportan las grandes ciudades.

El anuncio de reducir la entrada de inmigrantes llegó apenas unos días después del atentado perpetrado por un australiano contra dos mezquitas en la localidad neozelandesa de Christchurch, que acabó con la vida de 50 personas.

Bárbara Méndez / @barbie_zml

Con información de dpa